Presentan el Galaxy S7 y S7 Edge

0
21

Un smartphone completamente sumergible, con una cámara que baja su pixelaje, pero mejora su tecnología y una mayor capacidad de memoria, estas son las tarjetas de presentación de los nuevos Galaxy S7 y Galaxy S7 Edge.

En el día “0” de Mobile World Congress en Barcelona, España, Samsung decidió presentar la nueva cara de su modelo insignia que, aunque en diseño no hizo grandes variaciones, sí que se empeñó en remozar la funcionalidad de esta nueva generación de Galaxy S7.

Una de las características destacadas es que ahora sí es totalmente resistente al agua. Esto implica una mejora respecto a la generación anterior, ya que el S6 aún incluía puertos de conectividad por las cuales podría filtrarse el agua en caso de una caída accidental, con esto obtienen el grado de protección IP68.

Este nuevo hardware ya no deja más espacios, ahora la tarjeta SIM y Micro SD se integran a través de una ranura sellada en el exterior, permitiendo que el usuario pueda sumergirlo hasta medio metro de profundidad.

La imagen es otro de los pilares, estos ejemplares incorporan una tecnología llamada Dual Pixel, que permite una mayor captación de luz, ya que es un píxel más grande que el tradicional (en un 56%). Está integración trajo como consecuencia que la cámara principal ahora se ubicara en 12 megapixeles, número menor a los 16 que presume la generación anterior. Sin embargo, está decisión beneficia al usuario, con una imagen más uniforme y de mayor calidad, aún tomada en condiciones de poca luz; al utilizarlo en la zona de experiencia, pudimos notar que su autoenfoque es realmente rápido, gracias a su estabilizador de imagen.

Más capacidad. El almacenamiento en la nube aún no se encuentra en su completa madurez y eso lo tuvo que descubrir Samsung, quien desiste de esta idea y regresa a la opción de ampliar la memoria de su dispositivo a través de una Micro SD. De manera interna también hubo una mejora, ya que el S7 y el Edge S7 pasan de 3 a 4 GB de almacenamiento.

Acceso total con Edge y mayor rendimiento en S7. El equipo que se distingue por sus pantallas laterales ahora le permite al usuario acceder, a través de ellas, no sólo a las años favoritas o widgets, sino que ahora podrá entrar a todo el contenido del smartphone deslizando su dedo en la pantalla contigua (aplicaciones, notificaciones, contenido, etc).

Es preciso hablar de la batería, este equipo aumenta su capacidad y pasa de los 3000 mAh a los 3600. Esta potencia se complementa con el sistema de enfriamiento interna que ahora integra cápsulas de 0.4 milímetros que regula la temperatura por medio de líquido refrigerante.. De esta manera obtendremos el 80% de carga en sólo 30 minutos con la tecnología de carga rápida.

Mejorando el ecosistema. Hay dos corrientes que impulsa este Galaxy S7 y S7 Edge, la realidad virtual y los pagos móviles. En cuanto el primer punto, este equipo es compatible con las Galaxy VR, que, por cierto, fueron parte de la presentación y demostraron su poderío, de la mano de Mark Zuckerberg.

En lo que a pagos móviles se refiere, llega Samsung Pay a Estados Unidos y otros países del mundo (aún no se confirma si aterrizará en México). Para ser más confiable este ecosistema, Samsung incorporó en el Galaxy S7 y S7 Edge una banda magnética interna, que permitirá al usuario hacer compras más seguras, ya que todos sus datos se encriptarán al momento de realizar el pago.

Cabe señalar que llegará a México el 18 de marzo en todos los colores y todos los distribuidores, aunque aún no hay un precio establecido para nuestro país.

Tags

Comentarios