Conceptos vigentes

0
30
Tiempo aproximado de lectura: 3 minutos

Asuntos electorales del siglo XIX

Tito Reséndez Treviño

 

 

1°- MISIVA AL PRESIDENTE.- El 23 de septiembre de 1862. La ciudadanía tamaulipeca le envía un escrito al entonces presidente licenciado Benito Juárez, donde al texto le solicitaban lo siguiente:

Los que suscriben, vecinos y electores que forman el Colegio Electoral del Distrito del Centro de Tamaulipas, haciendo uso del derecho de petición que les concede la Constitución General de la República a V. manifiestan:

Que deseosos de que se asegure la paz y tranquilidad del Estado, alterada el año anterior por los manejos ilegales de la mayoría de los diputados a la Legislatura del mismo, secundan en todas sus partes las manifestaciones del Colegio electoral de Tampico y de las autoridades y vecindario de la Heroica Ciudad de Matamoros, en que piden no vuelva al Gobierno del Estado el Ciudadano Jesús de la Serna, y se renueven todos los poderes del mismo.

En consecuencia, convencidos los que suscriben de que esta opinión es la general del Estado, porque es la única que puede salvarlo de la anarquía, concluyen suplicando al Ciudadano Presidente se sirva autorizar al Comandante Militar del Estado para que expida la convocatoria y se elijan popularmente las autoridades del mismo, entregando el Gobierno al que resulte legalmente nombrado.

Ciudad Victoria, septiembre veintidós de mil ochocientos sesenta y dos José M. Revilla. F. Ortiz de la Garza, Indalecio Manríquez, Francisco Echartea, Eugenio Tavares, Antonio Lerma, Gerónimo Mancha, Luis González, Ramón Quintanilla y Pinillos, José Manuel Delgado, Ramón Garza y Pinillos, Juan Alemán, Emilio Esparza, Praxedis Balboa, Juan M. De la Garza, Nicolás Zepeda y Requena, Ricardo Sánchez, Trinidad Castillo, Leocadio Sánchez, Fernando Paulin, Higinio Martínez, Germán Villanueva, Santiago Charles, José María Míreles, Nicolás Narváez, Francisco Echeverría, Asunción Pizaña, Francisco de la Garza Jiménez, Fermín Blanco, Pablo Hernández, Florentino Charles, Miguel Avalos, Isaac Morillo, Joaquín Caballero, Santos Camargo, Luis Gallardo, Isidro Ramírez.

2°- EL AYUNTAMIENTO DE VICTORIA SE SUMA A LA SOLICITUD.-

El Ilustre Ayuntamiento y vecindario de esta Capital que suscribe hace suya la exposición dirigida con fecha de ayer, al Supremo Magistrado de la República por el colegio Electoral del Distrito, del Centro, en que se suplica se mande expedir la convocatoria para la elección de todos los poderes del Estado, como único medio de evitar la guerra civil, y la más completa anarquía, que sin esta medida observadora sufriría el desolado pueblo de Tamaulipas. C. Victoria Septiembre 23 de 1862-Cenobio Jiménez, Presidente. Laureano Quintanilla, primer regidor. Felipe Fuentes, segundo regidor. Francisco de las Casas, tercer regidor. Cosme Villaseñor, quinto regidor. Antonio Guevara, sexto regidor. Indalecio Manríquez, primer síndico. Guadalupe Palacios, Segundo síndico. Fermín Jiménez, secretario. Eustaquio Balandrano.

3°- CONTESTACIÓN DE LA JEFATURA POLÍTICA.- Ciudad Victoria de Tamaulipas:

La I. Corporación que tengo la honra de presidir, deseosa de contribuir por su parte al restablecimiento sólido de la paz en el Estado, ha tenido a bien hacer suya la solicitud que dirige el Colegio Electoral del Distrito del Centro, al C. Presidente de la República pidiéndole se sirva autorizar el Comandante Militar de Tamaulipas, para que expida la Convocatoria con el fin de que sean renovados los poderes locales del mismo.

El Ayuntamiento espera que esa Jefatura al hacerla suya, si lo juzgare conveniente, se sirva darle el curso correspondiente para que llegue con oportunidad su destino.

Libertad y Reforma. Victoria Octubre 1° de 1862 – Cenobio Jiménez, Fermín Jiménez, secretario. C. Jefe Político de este Distrito.

CONFIRMACIÓN OFICIAL.- Por su parte la Jefatura Política el C. Gobernador y Comandante Militar del Estado les confirma:

El Colegio Electoral del Distrito del Centro del Estado, dirige una atenta solicitud C. Presidente de la República, pidiendo que se repitan las elecciones de los poderes del mismo como el único medio para afianzarla paz en los pueblos de Tamaulipas.

El Ayuntamiento y vecindario de esta Capital ha hecho suya aquella petición, y este Ilustre cuerpo me la acompaña original para que por mi conducto se eleve a la superioridad.

Nadie desconoce ya en Tamaulipas que para cortar los progresos de una situación que puede conducirnos a nuevos desórdenes, se hace precisa la renovación total de todos los poderes, que han sido el motivo ostensible de nuestras discordias locales.

Atendiendo pues, al noble objeto de buscarla paz y la reconciliación para todos los hijos del Estado, me tomo la licencia de recomendarles se sirva dirigir al Supremo Magistrado de la República la expresada representación que tenga la horade acompañarle con tal objeto.

Dígnese V. aceptar con este motivo mi aprecio y consideración.

Libertad y Reforma. Ciudad Victoria, Octubre 14 de 1862.- Antonio Perales- Francisco Velasco, Srio.- C. Gobernador y Comandante Militar del Estado- Matamoros.

CONCLUSIÓN: Como se puede ver, la política en nuestro Estado, desde tiempos inmemoriales, los partidos políticos sirven para mantener a cada uno bajo vigilancia permanente del otro….

Nuestra historia así lo señala.

Comentarios