Desde Argentina

0
36
Tiempo aproximado de lectura: 3 minutos

El significado del muro de Trump

Hernán Andrés Kruse.-

Hace unos días, el ensayista José Pablo Feinamnn publicó un escrito en Página/12 sobre el significado del muro de Donald Trump.

Dice el filósofo: “Donald Trump focalizó su ira anti-inmigratoria en los mexicanos. Pobre México, tan lejos de Dios y tan cerca de los Estados Unidos. ¿Qué es un muro? El más famoso fue el de Berlín. De un lado la democracia, del otro el totalitarismo. Cuando se derribó ese muro se dijo que era la toma de la Bastilla de nuestro tiempo. Los muros se construyen y se reconstruyen. Como los edificios que levantan los arquitectos. Las ciudades se hacen con la ciencia de la arquitectura y se deshacen con las guerras y el terrorismo”.

“¿Qué significa el muro de Trump? Créase o no el muro sigue siendo interpretable a la luz de la antinomia civilización y barbarie. Para Sarmiento la civilización estaba en las ciudades, la barbarie en la campiña. Esto sigue vigente. La civilización está en el centro de las ciudades, la barbarie en su periferia. Esa periferia es peligrosa porque reacciona barbáricamente. La respuesta también es barbárica. La guerra de Irak es una expresión perfecta de eso que Alberdi llamaba democracia bárbara. También habló de una democracia civilizada pero la democracia civilizada para sostenerse se deslizaba a la barbarie. La respuesta a las torres gemelas fue un acto de retaliación. Incluso se le llamó justicia infinita. Una frase típicamente extremista. Hasta Bush llegó a decir que Dios no era neutral. Dios dirige personalmente el complejo Militar-Industrial. ¿Quién no lo sabe?”

“Sin embargo los muros del neoliberalismo expresan temor. Hace rato que los países civilizados esperan la invasión de los bárbaros. Hay bárbaros que huyen de la barbarie. Son los inmigrantes indeseados (illegal aliens). El Alien irrumpía en la nave de Sigourney Weaver y era incontrolable. El miedo norteamericano es que los inmigrantes no se sometan al control del Estado. Lo mismo sucede en la Argentina. Los que tienen algo quieren conservarlo. Aunque los hambrientos que vienen sean el producto de su rapiña y enriquecimiento. Ellos que se creen dueños del país los van a rechazar ferozmente. El Alien debe permanecer afuera. Los mexicanos y los inmigrantes de la Argentina también. Esto pasa en Europa. El corazón del neoliberalismo es la expulsión de los bárbaros de la polis. No pueden pertenecer a la cosa pública. Solo pueden contaminarla, deteriorarla. Como siempre, la civilización se protege de la barbarie con otra barbarie. Reniega de sus principios, reniega de la democracia. Si el mejor indio era el indio muerto, el mejor inmigrante es el inmigrante deportado. Pero ya se sabe, lo reprimido siempre vuelve”.

El exacerbado nacionalismo de Trump está mereciendo el repudio de muchísima gente de todas partes del mundo. En las últimas horas, sesenta y cinco escritores y artistas firmaron la carta que PEN América (organización que defiende los derechos de escritores y editores) le envió a Trump, cuestionándole su decisión de prohibir la entrada al país de ciudadanos de siete países de mayoría musulmana. La carta fue redactada por Suzanne Nossel, directora ejecutiva del PEN América. Se lee en la carta: “Al prohibir que personas de siete países donde predomina la fe musulmana ingresen a Estados Unidos durante 90 días, al prohibir que todos los refugiados ingresen al país durante 120 días y bloquear la migración de Siria de manera indefinida, su orden ejecutiva de enero causó caos y penurias para familias divididas, vidas alteradas y forzó el respeto de la ley bajo la amenaza de ser esposado, detenido y deportado. Al hacer esto, la orden ejecutiva impidió además el libre flujo de artistas y pensadores y lo hizo en un momento en el que resulta indispensable un diálogo intercultural vibrante y abierto en la lucha contra el terror y la opresión. Su restricción se opone a los valores de Estados Unidos y las libertades que este país defiende”. “Las artes y la cultura tienen el poder de permitirle a la gente ver más allá de sus diferencias. La creatividad es un antídoto contra el aislacionismo, la paranoia, los malentendidos y la intolerancia violenta. En los países más afectados por la prohibición migratoria son los escritores, los artistas, los músicos y los cineastas quienes suelen estar a la vanguardia en la lucha contra la opresión y el terror. Si interrumpe la capacidad de los artistas de viajar, actuar y colaborar, tal Orden Ejecutiva ayudará a aquellos que acallarían voces críticas y exacerbaría los odios que alimentan el conflicto mundial”. “En su consideración de posibles nuevas medidas lo exhortamos respetuosamente a adaptarlas exhaustivamente para atender solo amenazas legítimas y confirmadas y para evitar imponer prohibiciones extensas que afecten a millones de personas, incluyendo escritores, artistas y pensadores cuyas voces y presencia ayudan a fomentar el entendimiento internacional” (fuente: Silvina Friera, “Letras opuestas a las deportaciones de Trump”, Página/12, 25/2/017).

Comentarios