Más humilde GRACIAS A JENNIFER LOPEZ

0
71
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

LOS ÁNGELES, E.U., junio 30 (Agencias)

Antes de iniciar un apasionado romance con Jennifer López, el ex jugador de beisbol Alex Rodríguez estaba acostumbrado a ser la mitad más famosa de cualquier pareja, y no es para menos si se tiene en cuenta su pasado como integrante de uno de los clubes más importantes del mencionado deporte en Estados Unidos: los New York Yankees.

Sin embargo, desde que empezara a vinculársele sentimentalmente con una de las estrellas más famosas de la música a nivel internacional, el estadounidense de origen dominicano se ha visto obligado a asimilar que de pronto se le presente como “el novio de”, una situación completamente nueva para él que reconoce que está siendo muy educativa.

“Esta es una de las experiencias que me ha enseñado más humildad en toda mi vida. Cuando estás con los Yankees y ganas el mundial y llevas esa camisa de rayas, piensas que eres bastante increíble. Pero después, sales por ahí con Jennifer y la gente te confunde con su guardaespaldas ¡todo el tiempo!”, confesó en el programa “The Tonight Show” de Jimmy Fallon.

De hecho, el deportista experimentó en primera persona qué se siente al ser eclipsado por su acompañante en el que fue su primer posado junto a Jennifer en la pasada gala del Met.

“Estábamos en la gala del Met y los paparazzi no paraban de gritarme, incluso algunos no lo hacían en inglés: ‘¡Qué demonios haces! ¡Quítate de en medio, quítate de en medio! ¡Estamos intentando hacerle una foto!’“, recordó también en el “late night” de la NBC.

Pese a llevar tan solo unos meses juntos, la relación de “J-Rod” -el resultado de mezclar “J-Lo” y “A-Rod”, sus respectivos apodos- parece más que consolidada, tanto que hace solo unas semanas los dos tortolitos compartían en sus redes sociales una idílica instantánea con los hijos que ambos tienen de relaciones anteriores: Max y Emme, fruto del extinto matrimonio de Jennifer con Marc Anthony, y Ella y Natasha, las hijas que él tiene con su ex mujer Cynthia Scurtis.