Independientes ¿falsos o verdaderos?

0
164
Tiempo aproximado de lectura: 3 minutos

Oscar Pineda

 

En el 2016, todos los análisis sobre la debacle del PRI y el ascenso del PAN al poder estatal, apuntaban hacia una sola causa: el hartazgo social.

La gente estaba cansada de la inseguridad, de la falta de empleos, de los excesos de unos cuantos y salieron a votar por quienes les ofrecían un cambio y fue así que se concretó la primera alternancia política en Tamaulipas.

Bajo ese escenario cobraron fuerza las candidaturas independientes, hombres y mujeres, en teoría sin partido político, ofreciendo lo que los políticos no podían ofrecer: una opción ciudadana sin complicidades ni compadrazgos, a quienes tener que pagarles a la vuelta de los meses, si el voto les favorecía.

Así surgió la candidatura independiente de XICOTÉNCATL GONZÁLEZ URESTI, quien sorprendió a todos con un estilo muy peculiar de hacer campaña; igual montaba a caballo que bailaba zumba… creció y creció en las encuestas hasta convertirse en una tercera fuerza.

Pero ¿qué tan independiente era XICO?, honestamente no lo sé, pero me queda claro que perdió el encanto, en cuanto anunció formalmente su apoyo al candidato del PAN, hoy gobernador del Estado.

Digamos que fue el primer “descontón” para la figura de las candidaturas independientes. La desilusión total vino después cuando el aguerrido independiente de sombrero charro, botas y caballo aparecía en los comunicados oficiales recibiendo un cargo menor en la estructura de la Secretaría de Salud.

Hoy, XICO compite nuevamente por la alcaldía, pero de su espíritu independiente ya no queda nada, ahora es candidato por la coalición integrada por el PAN (partido al que se sumó), el PRD y Movimiento Ciudadano…

Para esta elección, se anotaron al menos tres para competir como candidatos independientes, entre ellos NAYMA BALQUIARENA; el empresario ARELLANO CONDE y el joven RUIZ TAMAYO… al final solo NAYMA y TAMAYO obtuvieron el registro.

De los dos, NAYMA es quien más ha destacado, por su condición de luchadora social y su discurso, por momentos, crítico y desfachatado. Ha sabido cómo atraer los reflectores.

Y sin embargo pesa la sospecha de que NAYMA habría sido impulsada desde la segunda esquina de Palacio de Gobierno y que tal como ocurrió con XICO, a la vuelta del proceso electoral, le darán chamba en alguna dependencia de Gobierno, verdad o mentira, solo el tiempo lo dirá.

Mientras tanto el joven RUIZ TAMAYO, el otro independiente, tiene la idea y las ganas; pero sin recursos, es prácticamente imposible competir contra el resto de los candidatos y sus prerrogativas.

Es un hecho que no ganará la elección, pero podría ganar en reconocimiento social y en respeto si es que no aparece también en un cargo público después de las elecciones.

 

EL PERSONAJE

Fue diputado local y creció a la sombra de su padrino político quien lo llevó de la mano a la presidencia municipal de Nuevo Laredo.

Ya investido como alcalde de la ciudad, su padrino político, que quiso ser gobernador, cayó en desgracia y literalmente fue expulsado por los vientos de cambio.

Entonces, se pensaba que ENRIQUE RIVAS se la jugaría con CANTUROSAS, como este se la jugó por él para convertirlo en alcalde, pero LE DIO LA ESPALDA, lo desconoció y abonó a su exilio político.

Cegado por los celos y harto de las odiosas comparaciones de la gente sobre su gobierno y el de su antecesor y padrino, RIVAS emprendió una millonaria campaña para posicionar su imagen, pero la percepción de TRAIDOR nunca la pudo borrar.

Semanas antes de que iniciara campaña por la reelección, RIVAS dio otra clara muestra de su proclividad a la traición, al abandonar a su suerte a un niño en medio de una balacera. Todavía circulan las imágenes del alcalde de Nuevo Laredo ENRIQUE RIVAS, corriendo despavorido, rodeado por un grupo de escoltas mientras el niño y los padres de familia estaban pecho a tierra a merced de la balacera. ESE ES RIVAS, y quiere reelegirse en NUEVO LAREDO.

Comentarios