‘Ahoga’ educación particular a 58 mil

0
89

Shalma Castillo

Cd. Victoria, Tam.- En Tamaulipas, alrededor de 58 mil jóvenes viven al año un viacrucis para poder continuar sus estudios de nivel profesional.

Mientras que en esta Capital es un universo aproximado de siete mil jóvenes, pues muchos de ellos no alcanzan un espacio en una escuela pública de prestigio y para no perder el año escolar recurren a otras opciones.

Aunque en muchas ocasiones no es la opción que ellos buscaban y, además, en algunos casos hacen el esfuerzo por pagar una colegiatura en institución privada.

A los y las estudiantes que desean ser ingenieros en un futuro, recurren al Instituto Tecnológico, que en el caso de Ciudad Victoria las carreras de Ingeniería Industrial y Civil son las más demandadas.

En general, entran 900 alumnos de nuevo ingreso, sin embargo entre 50 y cien quedan sin espacio para estudiar en ese plantel.

La colegiatura de inscripción en el Tec es de dos mil 700 cada semestre, pero los que entran al primero gastan alrededor de cuatro mil, porque le suman varios gastos y el pago del examen Ceneval de ingreso.

Sin embargo, en las escuelas particulares más económicas, como la Vizcaya, tienen una cuota de inscripción de mil 800 pesos, y la mensualidad de mil 900 pesos.

Y para estudiar en el sector de educación, la demanda es alta en las normales públicas, sin embargo la posibilidad de lograr ingresar es mínima, casi un diez por ciento de los que presentan examen de admisión, actualmente se abren de uno a dos grupos de máximo alrededor de 20 alumnos.

Quienes no logran colocarse en un lugar de normal pública, está la opción de normal privada, donde el examen de nuevo ingreso tiene un costo de 700, y la mensualidad dos mil 950 pesos.

En las escuelas de paga, los estudiantes tienen casi el cien por ciento de posibilidades de quedar inscritos, ya que en algunas de ellas, como es el caso de La Universidad La Salle (Ulsa), tienen varias oportunidades de pasar el examen de ingreso.

En la Ulsa cuentan con 19 carreras, pero, de todas ellas, las que tienen más demanda de alumnos son salud y arquitectura.

Para poder estudiar medicina en esta institución privada, son ocho mil pesos de inscripción y nueve mil pesos cada mes.

De nuevo ingreso en total, llegan a ser menos de 200 alumnos, ya que actualmente la demanda de inscripción es lenta, tal vez por la etapa de indecisión del estudiante, que no sabe a qué escuela entrar, la situación económica, cambio de domicilio o expectativas de salir fuera, pero del estado.

En la Universidad Valle de México (UVM), los alumnos que acaban de culminar sus estudios de media superior y desean continuar en el ramo de la salud deben hacer un pago inicial de inscripción de siete mil 760, más seguro estudiantil de 380, que da un total de ocho mil 140.

Más el pago por cinco meses de ocho mil 760 o los 43 mil 800 que son en total sumando cada mes.

Los jóvenes que desean desarrollarse profesionalmente en el campo de la salud a nivel de médico tienen que estudiar en escuela particular, ya que son las únicas que cuentan con esa carrera.

Cabe mencionar que en Victoria se aceptan más jóvenes del número que egresa de secundaria. Y eso mismo sucede en Nuevo Laredo, Tampico, Madero, Altamira, Reynosa y Matamoros.

Comentarios