Tiempo aproximado de lectura: < 1 minuto

Una mujer de 38 años de edad emprendió una larga batalla legal en contra de su familia para poder casarse con un músico, oficio considerado de mala reputación para los hombres en algunas sociedades conservadoras.

Desde hace dos años ella, diplomada y alta ejecutiva de un banco en Arabia Saudita, recibió la propuesta de matrimonio de un maestro del laúd, pero su familia rechazó la propuesta alegando que él no era “religiosamente del mismo nivel que ella” por tocar un instrumento y, además, su reputación era infinitamente inferior.

Para no ofender a su familia acudió a la justicia, pero tras dos años de litigio perdió ante tribunales. No obstante, preocupada por la edad que ya tiene, anunció que buscará a los más altos dirigentes saudíes para anular el veredicto y así poder realizar el ansiado matrimonio.

La joven considera «anormal» que no se tome en cuenta su opinión sobre su propia vida personal, cuando tiene un importante cargo de responsabilidad.

Con Información de: SDPnoticias