Mal aconsejado

0
36

Alfredo Guevara.-

Desde luego que el menos culpable de la inseguridad que impera en el magisterio de municipios como Reynosa y Matamoros, es el secretario de Educación, HÉCTOR ESCOBAR SALAZAR. Sin embargo, posiblemente en aras de coadyuvar y encontrar una solución a la problemática, intervino. Junto con el secretario General de Gobierno, CÉSAR VERÁSTEGUI OSTOS, acudieron a la Presidencia Municipal de Reynosa, donde al lado de quienes forman parte del Grupo de Coordinación Tamaulipas, sostuvieron una reunión con maestros de esa zona. La idea era escuchar a los maestros y establecer líneas de acción que les garanticen la seguridad en el ejercicio de sus actividades educativas. El malestar de un sector del magisterio se veía venir, a raíz de lo que sucedió a un maestro hace un par de semanas, que después de ser levantado, lo balearon en una brecha cercana a la institución donde presta sus servicios. A ciencia cierta no se sabe quien aconsejó al secretario de Educación, HÉCTOR ESCOBAR, a que asistiera a esa reunión de enardecidos maestros, que con justa razón, reclaman garantías para la realización de sus actividades educativas. Y es que, tratándose de un tema relacionado con la inseguridad, corresponde en todo caso al secretario de Seguridad Pública, AUGUSTO CRUZ MORALES, hacer frente a estos reclamos y llevarlos precisamente a quienes forman parte del Grupo de Coordinación Tamaulipas, integrado por la Secretaría de la Defensa Nacional, Marina Armada de México, Policía Federal, PGR, Procuraduría General de Justicia, entre otras instancias. Pareciera que al Secretario de Educación le quieren endosar otro conflicto, ahora relacionado con la inseguridad, cuando en todo caso HÉCTOR ESCOBAR debería enfocarse en las tareas de la Secretaría de Educación y dejar a los de Seguridad Pública atender esa problemática. Incluso, tiene más injerencia en este tema el  secretario general de la Sección 30 del Sindicato Nacional de los Trabajadores de la Educación en Tamaulipas, RIGOBERTO GUEVARA VÁZQUEZ, que hasta donde sabemos, vio el conflicto de los maestros como en la plaza de toros, es decir, desde atrás de la barrera. Para variar RIGOBERTO no fue ni siquiera convocado, en su carácter de secretario general, a la reunión del Grupo de Coordinación Tamaulipas en Reynosa, lo que evidencia que las cosas en el magisterio no son color de rosa y siguen imperando los grupos políticos y liderazgos independientes al interior de la Sección 30. Ahora bien, la demanda de los maestros de Reynosa y Matamoros, a los que no se descarta que se sumen otros de Laredo, La Capital del Estado y zona conurbada de Tampico, Madero y Altamira debe darse la atención adecuada, porque el problema de inseguridad no es de hoy, sino de hace tiempo, en el que no se le ha puesto la atención.

 

LOS MANCHADOS

Por cierto, el presidente electo de México, ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR, sigue perdiendo grados de credibilidad conforme avanzan los días e inicia su mandato a partir del uno de diciembre. Comentarios van y vienen, en el sentido de que es más de lo mismo, convencidos de que al final de cuentas, podrían seguir las cosas igual o peor. Un ejemplo de lo anterior, lo es ahora con la cancelación del Foro Escucha de Construcción de la Paz y Reconciliación Nacional, que para los Colectivos de Familiares y Amigos de Desaparecidos de Tamaulipas, de Defensa Popular y Asociación de Periodistas Desplazados del País fue decepcionante, porque al igual que otras entidades del país, no se escuchará a los tamaulipecos. En pleno inicio de semana GUILLERMO GUTIÉRREZ RIESTRA y MARÍA GUADALUPE JARAMILLO hicieron patente el descontento por la decisión tomada por quienes representan al gobierno federal electo, que lejos de dar la cara, esquiva uno de lo que puede considerarse como sus principales compromisos. En el peor de los casos, es que, quienes pudieran ser los representantes de AMLO, entre éstos el senador de la República AMÉRICO VILLARREAL ANAYA ni siquiera se digna a recibir llamadas, según lo denunciado por los colectivos. En fin.

[email protected]

 

Comentarios