Tiempo aproximado de lectura: < 1 minuto

Orizaba, Veracruz. – Seis elementos de la Policía Municipal de Orizaba, en Veracruz, que presuntamente están relacionados con el homicidio de los hermanos Ernesto y Román Pérez González, fueron detenidos y puestos a disposición de la Fiscalía de Distrito, informó Juan Ramón Herebia Hernández, director de Gobernación de Orizaba.

El abogado de la familia Pérez Gonzalez informó que los hechos sucedieron alrededor de las 05:00 horas del 1 de noviembre, instantes después de que Román, de 31 años de edad, llegó a su domicilio ubicado en sur 39 y Colón Oriente, tras acudir a un antro de la ciudad.

Previamente, el joven, quien se encontraba en estado etílico, habría sido detectado por los policías señalados, y para evitar una sanción, emprendió la huida.

Los uniformados le habrían dado alcance cuando arribó a su casa y cuando vieron que descendió de su vehículo para ingresar en el inmueble, los policías le habrían disparado, provocándole la muerte.

Ernesto, hermano de Román, habría salido de la casa tras escuchar los disparos, momento en el que los policías lo habrían asesinado también a él, según la versión del abogado.

En tanto, Luz María González y Román Pérez, padres de los occisos, difundieron un video en redes sociales donde acusaron a los policías de inventar que sus hijos eran delincuentes para justificar su asesinato.

Ellos “se dedicaban a los suyo”, Román era profesor de una escuela secundaria y Ernesto atendía su consultorio de odontología, aseguraron.

También, los padres de las víctimas denunciaron que los policías municipales les impidieron solicitar ayuda médica para salvar la vida de sus hijos.

Con Información de: Tribuna

Comentarios