La traición tiene su cuadro de honor

0
56
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

Tito Reséndez Treviño.-

1°- INGRATITUD POLÍTICA.- Motivado por los últimos acontecimientos políticos suscitados en un conocido espacio de nuestra ciudad, lugar donde se reunieron los miembros del partido Movimiento de Regeneración Nacional MORENA, para definir las estrategias de las próximas elecciones legislativas locales y estando presentes, no pocos miembros del Partido Revolucionario Institucional, ofreciendo sus servicios como posibles aspirantes a representar al partido del PEJE en esos comicios, ello fue motivo de una repulsa general de auténticos miembros de ese organismo , quienes molestos por la presencia de tricolores, lo menos que les gritaron, fue “cascajo priista”.

En verdad, que pena, por esos políticos que desertaron de su partido y fueron puestos en evidencia y ridiculizados por su avidez política, sin importarles su propio prestigio(si es que lo tenían) que en ese momento lo echaron a la basura.

2°- ASI ES LA TRAICION.- Según Maquiavelo: “La traición es el único acto de los hombres que no se justifica”. Y mencionaba además: “los celos, la avidez, la envidia, son explicables y hasta pueden ser perdonados, según las circunstancias; empero los traidores, en cambio, son los únicos que merecen siempre la indiferencia de los ofendidos, nada que pueda excusarlos”.

La traición es uno de los actos despreciables, execrables y vergonzosos que un ser humano pueda cometer contra otro, contra su grupo político, religioso, contra los intereses de su país.

En las campañas electorales vemos con mucha regularidad las ofertas engañosas e imposibles hechas a sus potenciales votantes, para lograr ascender a los diferentes niveles del poder político. Logrado tal objetivo y sin timidez alguna, con poca vergüenza salen ante la traición planteada con alevosía.

En los actuales momentos el honor de algunos políticos, es como las especies en vía de extinción, vemos como salen sonrientes de las situaciones de escollos a las que se enfrentan sin ningún rubor, el poder antes que la dignidad diría Maquiavelo.

En verdad es preocupante el deterioro constante que está sufriendo la clase política por permitir con su aquiescencia a estos saltimbanquis cambiar de partido y darles su representación cuando la empatía ideológica no existe.

3°- CHAPULINEO.- Desde luego estas supuraciones políticas no son ninguna novedad, acordémonos como Cuauhtémoc Cárdenas, Porfirio Muñoz Ledo, Ifigenia Navarrete, Andrés Manuel López Obrador y otros connotados priistas hicieron los primeros escurrimientos tricolores fundando primeramente el PRD y luego los descontentos en este partido por el mangoneo de los “Chuchos” saltaron para fundar el partido Morena, con López Obrador como promotor y dueño y hoy por hoy, la institución política mayoritaria en el país y a la cual tratan de brincar no pocos y distinguidos priistas estatales, pensando en reverdecer viejos lauros políticos logrados en el pasado reciente.

Y cierto, el poder antes que la dignidad.

Buen día

Comentarios