Rechazan ofertas y huelga continúa

0
52
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

Arely López Galicia.-

MATAMOROS, Tam.- Tras reunirse con su líder nacional Napoleón Gómez Urrutia y la secretaria del Trabajo, María Luisa Alcalde Luján, el dirigente local Javier Zúñiga acordó con los mineros de Matamoros mantener la huelga hasta las últimas consecuencias, ya que no aceptaron la oferta de la empresa.

Y es que a su regreso a esta ciudad fronteriza, informó a los trabajadores los resultados de dicha reunión, la empresa ofreció pagar un 12 por ciento de aumento salarial, más los ocho que habían recibido, dando un total del 20 por ciento, pagar cuatro mil pesos mensuales hasta cumplir los 32 mil pesos, además de los 16 mil pesos que ya se tienen ganados, así como también pagar solo el 50 por ciento de los salarios caídos, a lo cual los mineros se negaron a recibir.

Por decisión unánime, los obreros de la Sección 150 y 234 del Sindicato de Mineros decidieron seguir con la lucha hasta que les cumplan su petición del 20 por ciento de aumento y los 48 mil pesos, además de pagar los salarios caídos al cien por ciento, aun cuando esto represente que los corran.

“Compañeros, esta es una decisión de todos, yo estaré con ustedes, si a ustedes los corren, yo me voy junto con ustedes”, dijo Zúñiga García.

Por lo tanto, el grupo de mineros, que tiene más de un mes sin trabajar en las expresas siderúrgicas de Matamoros, va a continuar con su movimiento laboral con el respaldo de su líder nacional Napoleón Gómez Urrutia.

 

DESPEDIDOS ACUDEN A LA JUNTA LOCAL

Al ser despedidos por parte de la empresa Quick Shine, este jueves un grupo de trabajadores acudieron a la Junta Especial Número Seis local de Conciliación y Arbitraje en Matamoros, para demandar que les cumplan con la liquidación correspondiente.

A las afueras de dichas oficinas se agruparon 18 de los 35 trabajadores de la empresa que fueron despedidos durante la semana pasada, a quienes la empresa pretendía pagarles únicamente dos mil pesos de liquidación, cuando algunos tienen más de cinco años trabajando con dicha empresa.

Francisco Vázquez, extrabajador, aseguró al reclamarles por la liquidación de sus compañeros, de quien era supervisor, también fue despedido, por lo cual interpusieron una demanda ante las autoridades por despido injustificado.

“Me despidieron a aproximadamente a 18 personas, vinieron los encargados de Reynosa muy groseros, lo único que pedimos es que se nos liquide conforme a la ley, lo tomaron a mal y entonces también me despidieron, por eso estamos interponiendo la demanda para que la empresa acuda”, dijo.

Cabe señalar que esta es una empresa que prestaba servicios de limpieza a dependencias federales como el SAT y los puentes internacionales, así como a dos bancos.

Sin embargo, debido a recortes presupuestales de la Federación también les han disminuido sus contratos, ante ello, la empresa decidió bajar el número de empleados y despidió en total a 35 personas.

Afirmó que lo único que se busca es que la empresa les pague conforme a la ley, pues al no contar con un sindicato, a muchos de los trabajadores los hicieron firmar con engaños de que supuestamente los iban a volver a recontratar.

Comentarios