Frontera sur no debe cerrarse

0
18
Tiempo aproximado de lectura: 1 minuto

Arely López Galicia.-

MATAMOROS, Tam.- El presidente de la Conferencia del Episcopado Mexicano y arzobispo de Monterrey, Monseñor Rogelio Cabrera López, aseguró que la iglesia católica está en desacuerdo con la petición que realizarán las cámaras empresariales para que el Gobierno federal cierre la frontera sur del país.

Pues dijo, México se caracteriza por ser un pueblo humanitario, y en base a ello, la iglesia siempre será amiga y defensora de los migrantes que transiten por el país.

Señaló que, no se pueden cerrar fronteras, pese a que Estados Unidos está presionando a nuestro país con el cierre de los Puentes Internacionales, pues resaltó que México tiene que ser un pueblo abierto y muy humanitario.

Durante su visita a Matamoros para participar en la misa solemne por el 60 aniversario de la Diócesis, reiteró que en todas las Pastorales de la ciudad habrán de continuar brindando apoyo, en la medida de sus posibilidades, a los migrantes centroamericanos.

“No podemos tener una puerta abierta y otra cerrada, ni otra cerrada y una abierta, México funciona con dos puertas, una en el sur y otra en el norte, y son las que le dan equilibrio y México siempre se ha portado muy bien con Centroamérica”, expresó.

Ante ello, manifestó que la conferencia de los obispos de México ha puesto como primera tarea apoyar a los migrantes en todas las diócesis.

“Siempre estaremos a la voluntad de quien los recibe y quien toma decisiones, pero la iglesia hace todo lo posible para dar le mejor cara y apoyos para los migrantes que vienen de Centroamérica”, concluyó.

Comentarios