Toman clases en escuelas sin agua

0
82
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

Shalma Castillo.-

Cd. Victoria, Tam.-
La Unión Nacional de Padres de Familia (UNPF) se unió en la exigencia a las autoridades municipales para que atiendan el problema de agua.

El presidente de la UNPF en Tamaulipas, Miguel Angel Carreón Paz, dijo que las escuelas primarias que se encuentran en las zonas de la ciudad que no cuentan con servicio de agua de manera permanente tienen que buscar soluciones para hacer frente a esta crisis.

“En las escuelas que no cuentan con el servicio de la red de agua potable, la comunidad escolar se organiza con pipas o hacen binomio entre directivos y padres de familia con tal de que no se suspendan las clases y hacen frente a esa situación”, indicó.

Dijo que el hecho de que en los domicilios tengan problemas con el suministro de agua y más en una institución donde hay mayor número de población, es más la posibilidad de brotes de enfermedades.

Mencionó que escuelas que se encuentran en la periferia, como la institución Gabriela Mistral en la colonia Vamos Tamaulipas, Rosalinda Guerrero en la Moderna y otras en la Modelo, no suspenden clases, aunque no cuentan con tinacos.

“Tiene que ver la comunidad educativa hacemos exhortación a la autoridades que hagan lo mejor posible para resolver el problema, sabemos que se suscitó este martes por el cortocircuito, esperamos que de volver a suceder se repare lo antes posible para que los alumnos no contraigan enfermedades y tengan siempre agua en escuelas”, puntualizó.

En ese mismo tema, el encargado del despacho de la Secretaría de Educación de Tamaulipas (SET), Mario Gómez Monroy, confirmó que el problema del suministro de agua se registra solo en instituciones de Ciudad Victoria.

“Estamos buscando alternativas para que no vuelva a suceder, desafortunadamente es un tema delicado y nos pegó por la cuestión sanitaria, en las escuelas no podemos dejar que los niños estén todo el horario escolar sin agua en los baños”, manifestó.

El funcionario estatal dijo que ante esta crisis en Victoria, las autoridades educativas deberán trabajar en el reforzamiento de la infraestructura sanitaria, con la instalación de tinacos.

“También el problema es que el promedio de vida de escuelas son de 30 años y son instalaciones deficientes y se tiene que atacar problema de raíz”, manifestó.

Agregó que a través de la Dirección de Planeación y en coordinación con el Instituto Tamaulipeco de Infraestructura Física y Educativa (Itife) deben de trabajar para atender a las escuelas principales en este tema.

Agregó que de cinco mil 500 escuelas primarias en el estado, son cerca de tres mil las que rebasan el período de vida en materia infraestructura hidráulica, es decir, más del 50 por ciento, pero la mayor demanda es en Victoria y no solamente por esta situación, sino que en algunas no cuentan por completo con el servicio de agua potable.

Comentarios