Tiempo aproximado de lectura: 1 minuto

Una joven identificada como Asana Pomloy encontró escondido a un perrito, el cual lloraba inmensamente de dolor luego de que su cuerpo fuera quemado con asfalto hirviendo en Tailandia.

Todo parece indicar que el animalito se escondió en dicho lugar para poder morir en soledad, sin embargo, sus gemidos de dolor hicieron que la chica lo encontrara, misma que de inmediato se comunico con un grupo de rescate para que lo salvaran.

Tras horas de paciencia y usando salchichas como tentación, el can fue rescatado y llevado con un veterinario para tratar con sus heridas, y un día después, fue llevado a la fundación Heart Hugs Dogs en donde a diario lo cuidan mientras una familia llegue a adoptarlo.

«Su mirada era muy deprimente y no dejó que nadie la tocara el primer día que vino. También me tomó un tiempo ganarme su confianza» contó Thannawat Thoophom, el propietario del refugio, quien además aseguró que ahora el cachorro llamado «Ma-Toi» -asfalto en tailandés- está recuperando su personalidad llena de vida.

Con Información de: Excelsior

Comentarios