Hay que tener educación

0
96
Tiempo aproximado de lectura: 4 minutos

José Inés Figueroa Vitela.-

A la luz del Foro de Consulta sobre el Anteproyecto de Ley de Educación Superior, el liderazgo del magisterio tamaulipeco ponderó el establecimiento de políticas públicas claras y suficientemente soportadas, sobre el ejercicio de la educación en el país.

En las vísperas, se dio a conocer el resultado de la prueba internacional de PISA, donde otra vez, México aparece reprobado, en los niveles más bajos de la evaluación educativa global.

El secretario de Educación ESTEBAN MOCTEZUMA consideró que más que el factor maestro, la desviación de presupuestos destinados a la educación que no llegan a su destino, han incidido en los bajos aprovechamientos.

RIGOBERTO GUEVARA VÁZQUEZ, el líder de los maestros tamaulipecos complementó, en la definición de una política gubernamental, acorde con las primicias de la medición globalizada, imperante en un mercado laboral y productivo sin fronteras.

Tener educación cuesta; perderla es muy fácil y las consecuencias mayúsculas.

En el Congreso del Estado, durante la sesión plenaria celebrada ayer, se aprobó iniciativa panista de exhorto a la Federación para que el producto de los impuestos a las bebidas azucaradas, se destine al tratamiento de la obesidad y enfermedades cronicodegenerativas que provocan.

Aparte, se recibió iniciativa de una diputada morenista, con dispensa de trámite rechazada, para que el producto del incremento al impuesto sobre nóminas y el impuesto al hospedaje, efectivamente se invierta en temas de salud y promoción turística.

El toma y daca en los entretelones legislativos, continuado dándose entre azules y marrones, colgados de los respectivos gobiernos estatal y federal, pero ya anda metiendo su cuchara el PRI, disputándoles esos torcidos reflectores, de fea manera.

El escándalo de la semana en el salón de plenos lo protagonizó la “coordinadora” del trío priista, YAHLEEL ABDALA DE LA FUENTE, reclamándole de manera airada al morenista, RIGOBERTO RAMOS ORDOÑEZ, haya dicho que le pagaron con cheque los golpeteos a su partido.

Al desgarre de vestiduras de la priista, proclamándose paladín de las luchas de género y defensa de las mujeres, al pleito en tribuna se sumó la también morenista LETICIA SÁNCHEZ GUILLERMO, recordándole que cuando les gritó y ninguneó el Presidente del Congreso, en la sesión anterior, hizo mutis.

Los gritos, brincos y sombrerazos siguieron en las curules.

En el pasado priista, por estas fechas, el “pavo doble pechuga”, se ganaba en el Congreso, a la luz de la aprobación de las cuentas públicas.

Luego la “negociación navideña” legislativa auspició la multiplicación de la deuda pública y la relajación del paquete fiscal; hoy aparece un nuevo rostro, en los pleitos rancheros distractores.

Las actividades en el Congreso, ayer, iniciaron con el encendido del pino navideño monumental en el patio central, de parte del diputado presidente, GERARDO PEÑA FLORES, rodeado de varios de sus compañeros, frente a trabajadores y representantes de los medios.

El evento se acompañó de su mensaje, cargado de lo que está lleno el ambiente de temporada –“buenos deseos” – y la oferta de una posada con la respectiva rifa de “buenos regalos”, para que sean felices quienes se los ganen.

Algunas muecas no se habrían dado entre el respetable, si se hubieran enterado que minutos después, las actividades que enfrente se hacían, en el Polyforum, preparando las primeras posadas de las dependencias gubernamentales, convocadas para la tarde-noche de ayer mismo, se suspendían con todo y el festejo.

El gobernador FRANCISCO GARCÍA CABEZA DE VACA, temprano había recorrido las obras que se realizan en torno de la Unidad Deportiva Adolfo Ruiz Cortines, mejor conocida por su principal construcción: el estadio.

Ahí, a través de la Secretaría de Obras Públicas y del Instituto del Deporte de Tamaulipas, invierte en la modernización, rehabilitación y construcción de nuevos espacios “para dar a los atletas instalaciones adecuadas para la práctica de sus disciplinas”.

Supervisó la construcción de una techumbre para tres canchas de usos múltiples, además de la rehabilitación de tres canchas de tenis y la segunda etapa del gimnasio de box.

Luego se trasladó a sus oficinas en Palacio, donde, se corrió la voz, de salida dictaría una rueda de prensa, pero los periodistas nos quedamos esperando por más de una hora, hasta que se avisó que “siempre no”.

Previo a la sesión camaral, el diputado Presidente también, con los de la comisión respectiva, recibieron al Fiscal General del Estado, IRVING BARRIOS MOJICA, quien fue a entregarles el primer informe anual de gestión, con esa nueva investidura, así como lo había hecho antes, ante el Jefe del Ejecutivo.

El ahora Fiscal, presentó la numeralia que habla del fortalecimiento de la infraestructura física, humana y tecnológica en la procuración de justicia en Tamaulipas, así como de la incidencia delictiva que marca tendencias a la baja y de la reparación del daño y atención a las víctimas del delito.

En conferencia de prensa, reconoció que aún faltan pasos por cumplir en la consumación de la transición de Procuraduría a Fiscalía y aun siendo un nuevo órgano autónomo, confesó desconocer cual será el presupuesto que le conceda el Ejecutivo para el año entrante –no presentó propuesta–, pero por ley, celebró, no puede ser menor al que ahora se ejerce.

Ese es el abogado de Tamaulipas y los tamaulipecos.

Entre el rosario de iniciativas que siguen desfilando por el Congreso local, ayer se presentó una, de la autoría del morenista RAMOS ORDOÑEZ, para aumentar la incapacidad laboral por maternidad a las trabajadoras del Estado, de seis a siete meses, antes y después del parto.

La propuesta para que se revisara por el pleno con dispensa de trámite, considerando el inminente despacho de la Ley de Ingresos y Presupuesto de Egresos, fue rechazada por la mayoría de los diputados, incluidas varios de las compañeras de bancada del promovente, afines a la causa dominante panista.

Entre las mediciones de temporada, así como el Gobernador GARCÍA CABEZA DE VACA apareció entre los gobernadores mejor calificados del país, en lo que hace a los alcaldes, ENRIQUE RIVAS CUELLAR fue el único tamaulipeco considerado en el top de las encuestas de CAUDE.

De acuerdo al sentir de los neolaredenses, calificando honestidad, capacidad e integridad, su alcalde realiza una gestión preponderante que lo hace en la posición número doce, de mayor calificación, entre los alcaldes de las ciudades más pobladas y las capitales de las entidades federativas del país.

El peor alcalde también radica en Tamaulipas y no pregunten quién es; si no lo saben, su nombre empieza con XICO y termina con TENCATL; también termina con el presupuesto, termina con la infraestructura y los servicios públicos de la Ciudad Capital.

Y por quienes hacen votos porque ya se vaya, la noticia de que ratificaron -del verbo “lo confirmaron en el puesto”- a su suplente, MIGUEL MANSUR PEDRAZA, como Presidente del Club de Futbol Correcaminos de la UAT, parece alejar aquella posibilidad de su relevo.

A MANSUR le fue muy bien como Gerente Administrativo de la Comapa.

Como mandamás del equipo de futbol profesional de casa seguirá compensando con creces los servicios prestados en campaña y contestando a aquellos que se burlaron de él, cuando iniciado el nuevo gobierno, no recibió la Secretaría de Estado que se le auguraba.

El dinero, el amor y el embarazo, reza bien el dicho popular, no son cosas que puedan ocultarse.

 

Comentarios