Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

Sídney, 25 Ene (Notimex).- Las autoridades de salud de Australia confirmaron este sábado el primer caso de contagio del coronavirus chino en un hospital de Melbourne, y advirtieron que es probable que más personas estén infectadas.

El paciente es un ciudadano chino de unos 50 años que recientemente pasó un tiempo en la ciudad de Wuhan, donde se cree que el mortal brote se originó en un mercado ilegal de vida silvestre.

El hombre, que se encuentra en condición estable en el Monash Medical Centre, regresó a Melbourne desde Guangzhou el 19 de enero a bordo de un vuelo de China Southern Airlines.

La directora de salud interina de Victoria, Angie Bone, dijo que es «muy probable» que aparezcan más casos de coronavirus, citó la cadena Sky News.

Las autoridades de salud de Nueva Gales del Sur actualmente tienen seis casos bajo investigación y creen que dos de ellos, ambos hombres que regresaron recientemente de China, pueden ser confirmados por tener coronavirus.

Uno de los hombres tiene más de 30 años y otro más de 50 y los trabajadores de la salud están tratando de contactar a aquellos con quienes pueden haber entrado en contacto.

Por su parte, las autoridades sanitarias de Japón confirmaron este sábado el tercer caso del nuevo coronavirus de Wuhan, que se ha extendido a otros países de la región en medio de las preocupaciones sobre una posible pandemia mundial.

Funcionarios del Ministerio de Salud de Japón dijeron que una mujer de unos 30 años originaria de la ciudad de Wuhan, en el interior de China, se quejó de fiebre y otros síntomas después de llegar a Japón el sábado pasado como turista, reportó la cadena NHK.

Los funcionarios agregaron que las pruebas confirmaron que la mujer está infectada con el coronavirus causante de la «neumonía de Wuhan» que ha causado la muerte de 41 personas y  mil 287 casos diagnosticados en China.

Los otros dos casos de coronavirus son un hombre chino de unos 30 años que regresó de Wuhan a la prefectura de Kanagawa, cerca de Tokio, y otro hombre chino de unos 40 años que también llegó a Japón desde Wuhan.

Los síntomas de la enfermedad son similares a los de un resfriado y pueden incluir fiebre, tos y disnea (dificultad para respirar). En los casos más graves, la infección puede derivar en neumonía, fallo renal e incluso la muerte.

Comentarios