Debate por feminicidios no reconoce partidos, ni género

0
68
Tiempo aproximado de lectura: 4 minutos

Rogelio Rodríguez Mendoza.-

Cd. Victoria, Tam.-
“Diputada, parece que dejó un pedazo de lengua aquí. Ahorita se lo llevo”, le dijo el panista Javier Garza Faz a la morenista Leticia Sánchez Guillermo, olvidándose por completo de la férrea defensa que todos han hecho de la llamada violencia de género.

La expresión se dio durante el apartado de asuntos generales de la sesión ordinaria del pleno legislativo celebrada este martes, en la que el tema del feminicidio y la política agropecuaria del Gobierno federal desataron un enfrentamiento entre las bancadas del PAN y Morena, en un debate de casi 50 minutos.

Sánchez Guillermo había subido a la tribuna para criticar el posicionamiento de la bancada panista, de rechazo hacia la pretendida reforma legal del fiscal general de la República, Alejandro Gertz Manero, para reclasificar el delito de feminicidio.

“No podemos ir en retroceso al momento de impartir justicia. Nos oponemos a la reclasificación del delito de feminicidios. Hoy, más que nunca, se requiere sensibilización. Decir que se trataba de una reforma para eliminar obstáculos para judicializar estos casos no es creíble”, había dicho la panista Ivette Bermea, teniendo a su lado, de pie, a todos sus compañeros de bancada.

La morenista pidió turno para responderle con dureza.

“Por última vez les pido que sean congruentes. Ya fueron muchos años de mentirle a la gente. No sean doble moral. Cuando ustedes fueron Gobierno, tanto el PAN como el PRI, nunca se preocuparon por el pueblo. Dicen que el Fiscal va a reformar la ley, pero el Fiscal no tiene facultades. Es tiempo de que se pongan a hacer algo bueno por el ciudadano”, dijo.

Y siguió: “Pónganse a hacer algo bueno por el ciudadano. No se los dice alguien que viene de cuna de oro, porque ustedes no saben lo que es tener hambre y comprar medicamentos caros. Qué pena me dan que no se toquen el corazón. Otras ocasiones han votado en contra y ahora quieren revertir las cosas para luego hacerse los héroes”.

Acusó a panistas y priistas de haber llegado al poder a base de comprar votos, “y tengo tantas pruebas de ello que no cabrían aquí”.

Fue entonces que Garza Faz se olvidó de la lucha contra la violencia de género. Lo mandaron a defender a su bancada, pero exageró y cayó en el extremo. Hasta sus compañeros se ruborizaron.

“Diputada, parece que dejó un pedazo de lengua aquí. Ahorita se lo llevo”, comenzó diciendo el reynosense, lo que obligó al presidente de la Mesa Directiva, Félix Fernando García Aguiar, a pedir respeto y guardar el orden, “porque si no voy a cerrar el micrófono para todos”.

Garza Faz siguió y retó a la morenista a que denuncie ante las instancias competentes el fraude electoral.

“Hágalo, porque si no es cómplice. Se lo encargo”, le dijo, al tiempo que le recordó que ella obtuvo su diputación en una tómbola.

Sánchez Guillermo recibió autorización para volver a tribuna por las alusiones personales.

“Qué lástima me da compañero, porque es un misógino. No es la primera vez que ofende a una mujer. Ya con esta van dos veces. Qué pena me da, aunque sea usted muy culto”, le dijo al panista.

Otro morenista, Eliud Almaguer, intervino también en su defensa.

“Hoy no vi a ninguna diputada tomar la tribuna cuando están viendo que se agrede a una mujer. Entonces quiere decir que solo cuando les conviene participan en la defensa de una mujer”, inició su participación, en alusión a lo que sucedió en el anterior periodo ordinario de sesiones, cuando en una plenaria panistas y priistas lincharon mediáticamente al morenista Rigoberto Ramos Ordóñez, porque llamó a las mujeres “ sexo débil”.

Y remató en su reclamo a Garza Faz: “Compañero, con todo respeto, déjeme decirle que acaba de dejar en esa curul su hombría, porque a una mujer no se le trata de esa manera”.

La postura del PAN contra la reclasificación del feminicidio también fue criticada por la coordinadora de la bancada de Morena, Edna Rivera López, quien exigió no politizar el tema.

“Aquí se ha dicho muy claro y estoy muy de acuerdo en que no se debe politizar ni lucrar con el dolor ajeno. Ojalá cada vez que haya un asesinato en el estado, que son en los que tenemos que poner atención, aquí suban todos a respaldar, no a un diputado, sino a la familia de las personas que han sido asesinadas”, mencionó.

Otra morenista, Carmen Lilia Canturosas Villarreal, se sumó a la exigencia de no politizar el feminicidio.

“No podemos tener doble moral. Hace tres semanas pedimos que no pasara a comisiones una solicitud al Fiscal de Justicia del Estado para que nos diera un informe del número de asesinatos de mujeres, y se opusieron”, indicó.

La panista Pilar Gómez pidió a Canturosas leer los periódicos o acudir a las mesas de seguridad para obtener la información.

Francisco Garza de Coss, del PAN, aprovechó para señalar que mientras a nivel nacional los feminicidios han crecido durante el presente año, Tamaulipas es uno de ocho entidades donde durante el presente año no ha habido un solo caso.

El reynosense Garza Faz regresó a tribuna para seguir con su embestida contra los de Morena, a quienes pidió: “Ya quítense ese color deprimente. Pónganse el color del ciudadano y vamos a luchar por los tamaulipecos”.

Luego incorporó al debate la problemática que enfrenta el campo tamaulipeco por la política agropecuaria del Gobierno federal.

Pidió atender los reclamos de los campesinos para que no sigan bloqueando carreteras, afectando con ello toda la cadena productiva del país.

“Basta de simulaciones”, pidió.

Sánchez Guillermo atajó la crítica hacia el Gobierno federal de Andrés Manuel López Obrador, recordándoles a panistas y priistas que cuando gobernaron se hicieron ricos.

“De aquí salieron millonarios muchos. Amiguitos, compadritos, padrinitos, hermanitos, salieron campesinos, porque les daban todo mientras los del campo siguieron en la pobreza. No sean doble moral. Tengan poquita conciencia”, reclamó.

Otro tema de debate fue el desabasto de medicamentos.