Cientos de estadounidenses han renunciado a su ‘privilegio blanco’

0
112
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

En medio de las protestas pacíficas y otras tantas violentas por la muerte de George Floyd, cintos de personas en Estados Unidos decidieron renunciar a su privilegio blanco.

O por lo menos eso es lo que se puede ver en un video que se volvió viral en Twitter, en donde en medio de una congregación, se reunieron para protestar por la muerte de George Floyd.

PERO, ¿QUÉ ES EL PRIVILEGIO BLANCO? Y ¿CUÁL ES LA DIFERENCIA CON EL RACISMO?

Según la página tolerance.org, tener este privilegio y reconocerlo no es ser racista. Sin embargo, el privilegio blanco existe debido al racismo y prejuicios históricos y duraderos. Por lo que, para definir el privilegio blanco debemos saber qué es el racismo y parcialidad.

Y ¿QUÉ ES EL RACISMO?

Una definición tomada del libro “Sociología sobre el racismo” de Matthew Clair y Jeffrey S. Denis, dice que son los “procesos y estructuras a nivel individual y grupal en donde se da la reproducción de la desigualdad racial”.

El racismo sistémico sucede cuando estas estructuras o procesos son llevados a cabo por grupos con poder, como gobiernos, empresas y/o corporaciones.

PERO, ¿CUÁL ES LA DIFERENCIA ENTRE RACISMO Y PREJUICIO?

El racismo difiere del sesgo, que es un prejuicio consciente o inconsciente contra un individuo o grupo basado en su identidad.

Básicamente, el sesgo racial es una creencia, mientras que el racismo es lo que sucede cuando esa creencia se traduce en acción.

Tanto el racismo como el prejuicio dependen de lo que los sociólogos llaman racialización, que es la agrupación de personas en función de las diferencias físicas percibidas, como el tono de la piel.

Esta agrupación arbitraria de personas, históricamente, alimentó los prejuicios y se convirtió en una herramienta para justificar el trato cruel y la discriminación hacia las personas no blancas.

El colonialismo, la esclavitud y las leyes de Jim Crow se vendieron con propaganda basura que afirmaba que las personas de cierta “raza” eran fundamentalmente diferentes de las de otra, y deberían ser tratadas en consecuencia.

Y aunque no todas las personas blancas participaron directamente en este maltrato, sus prejuicios aprendidos y su seguridad ante dicho tratamiento llevaron a muchos a cometer una de esas acciones más poderosas: el silencio.

Así, el trauma, el desplazamiento, el trato cruel y la discriminación hacia los afroamericanos, inevitablemente, dieron lugar al privilegio de los blancos.

ENTONCES, ¿QUÉ ES EL PRIVILEGIO DE LOS BLANCOS?

El término de dos palabras inspira el rechazo, ¿por qué?

1) La palabra blanco crea incomodidad entre aquellos que no están acostumbrados a ser definidos o descritos por su raza.

2) La palabra privilegio, especialmente para los blancos pobres y rurales, suena como una palabra que no les pertenece.

El privilegio blanco debe entenderse como una ventaja incorporada, separada del nivel de ingresos o esfuerzo de uno.

La definición que hizo Francis E. Kendall, autor de Diversity in the Classroom and Understanding White Privilege: Create Pathways to Authentic Relationships Across Race, se acerca a darnos una definición integral de lo que es el privilegio blanco:

“Tener mayor acceso al poder y los recursos que las personas de otra raza [en la misma situación]”.

Comentarios