México, una historia de suicidas

0
139
Tiempo aproximado de lectura: 3 minutos

Eleazar Ávila.-

De por sí, los mexicanos somos risueños y nos hacen cosquillas.  ¡Imagínese! Es lo que podemos advertir, tras la decisión federal de terminar con las llamadas Jornadas de Sana Distancia el uno de junio, con las que se pretendía, atajar los efectos de contagios y muertes por coronavirus.

Pero caray, la mayoría, lo interpretó como un banderazo de inmortalidad; es más, lo tradujo en un tropel que es altamente peligroso. Una cosa es el regreso de las actividades económicas y otro que, al grito de “los nacos somos inmortales”, mantengamos un tránsito irresponsable, criminal, obtuso y suicida.

Ejemplos, ahí está como epicentro de contagio la CDMX, donde “la banda”, regresó a una movilidad de hasta 72 por ciento. Si la señora Sheinbaum da esa cifra, los medios interpretamos que están cien por ciento en las calles.

1.- De Maquiavelo o no, (la cita real data del siglo XVIII con el conde italiano José de Maistre), hay una expresión que va como anillo al dedo. “Los pueblos tienen los gobiernos que se merecen”, que agregaría, las sociedades reaccionan en función del nivel de alienación colectiva programada.

2.- No es un tema sencillo, la raza de bronce, los vulnerables,  necesitan comer y esa es la realidad que está empujando a México y su mitad de pobres.

3.- Al margen de la política, la realidad es que los mexicanos  somos en muchos sentidos Hijos de Chespirito, un concepto que acuñamos para describir el sociodrama nacional.

4.- Y si bien existe enorme responsabilidad de la autoridad al haber mandado un disparo de arranque, nuestra idiosincrasia interpretó que ¡YaChingamos! cuando la verdad es que tenemos un +3 mil 891 casos para dar un total de 97 mil 326 confirmados, 70 mil recuperados y   lamentablemente un + 470 para dar diez mil 637 fallecimientos.

5.- ¿Por qué no hacemos caso? Porque somos una sociedad en muchos sentidos “animal” que se comporta como la familia de la vecindad de El Chavo; una micro colectividad de bajísimo nivel intelectual.

6.- Los productos de Roberto Gómez Bolaños a quien los mexicanos tienen como “Un Santo Nacional”, tenían como objetivo la mediatización de las clases sociales bajas.

(Nota: La Mayoría de las rutinas que tanto causan risa y elogios, son copias de genios de la comedia como Los Tres Chiflados, el Gordo y el Flaco y por supuesto que de Charles Chaplin. Así que no me hablen de la genialidad de quien debería de ser juzgado por sus descaradas “fusiladas”).

7.- Ahí están los hechos, y ahora  tendremos que esperar a que llegue el 15 de junio para saber si nos salvamos, morimos o si  fastidiamos a los amigos, familias, hijos, hermanos, padres, abuelos o a nuestros compañeros de trabajo.

Posdata: Cuando sostengo eso de Hijos de Chespirito, deberíamos  de agregar en el Cuadro de Honor de la distorsiones sociales programadas a Emilio Azcárraga Milmo, “El Tigre”, quien sostenía.   Diez de febrero de 1993: “México es un país de una clase modesta muy jodida, que no va a salir de jodida. Para la televisión es una obligación llevar diversión a esa gente y sacarla de su triste realidad y de su futuro difícil.” Una expresión con la que celebró el éxito de la telenovela “Los Ricos También Lloran”.

“Los ricos, como yo, no somos clientes porque los ricos como yo no compran ni madres”…  advertía quien se asumía soldado del PRI…  digo,  por si estaban con el pendiente y por lo que vemos, en pleno Movimiento de Regeneración Nacional, eso no ha cambiado ni un 32.

Posdata 2: Ténganme Paciencia…

 

LO MEJOR DE CADA CASA…

Estuvimos en Tampico y nos gustó ver que Jesús Nader tiene impecable a El Puerto. Y como me dicen los amigos de los medios, es de los que está trabajando 24/7,  disfrutando el ejercicio de ser presidente municipal.

Me agregan los analistas, que al 2021, sueñan los que dicen que Olga Sosa de Morena (PES) o Magdalena Peraza (por el partido SEPA), no tienen futuro para enfrentar a quien ha sido destacado como uno de los mejores alcaldes del país.

Y lo mismo, a más de 700 kilómetros. En Nuevo Laredo los números en favor de Enrique Rivas igual son de elogio nacional.  También es coleccionista de premios y de su futuro,  ahí si varía un poco, pues puede ser diputado federal o lo que se determine en los ajustes finales a mes de diciembre.

Pero de que ambos, Rivas y Nader son los dos enormes motores del PAN en la entidad ni quien lo dude. Y sí, nuevamente lo decimos, el divorcio de Maki, es de anticipada traición y futuro incierto.

Al tiempo….

Otrosí: El Peje, relajado, relajado, relajado… y de gira…

Correo: [email protected]

Twitter.- @JEleazarDeAvila

Comentarios