Alianza con Acción Nacional no está descartada: Melhem

0
123
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

Alfredo Guevara.-

Cd. Victoria, Tam.-
La posibilidad de que el Partido Revolucionario Institucional (PRI) vaya en alianza con Acción Nacional (PAN) para las próximas elecciones concurrentes no está descartada.

Sin embargo, no es un tema que se tenga que abordar en estos tiempos, en los que se requiere estar concentrados todos, para hacer frente y superar la pandemia del covid-19, dejó en claro Edgar Melhem Salinas.

El Presidente del Comité Directivo Estatal (CDE) del PRI dijo que el Partido dispone, al menos hasta el mes de diciembre, para analizar y tomar la decisión de ir o no en alianza con algún otro partido político, que podría ser el PAN, como se ha ventilado a nivel nacional.

Recordó que ese tipo de participación no la define el Partido en Tamaulipas, sino más bien, el Comité Ejecutivo Nacional del PRI, en base a las condiciones político-electorales que imperan en cada una de las entidades.

“No son los tiempos, creo es demasiado prematuro hablar de una alianza, el mes de diciembre es el término, falta mucho tiempo, aunque no la descartamos, pero no es un tema que este en la agenda del CDE del PRI Tamaulipas” sostuvo.

Melhem Salinas expuso que antes de tomar una decisión, se tiene que ver qué es lo que a Tamaulipas le conviene para que le vaya mejor.

La prioridad del PRI Tamaulipas en estos momentos, es la de concluir la organización interna, tomándose en cuenta que es la base para ir a las próximas elecciones, en las que se elegirá alcaldes, diputados federales y legisladores locales.

Aceptó que en términos generales, hay decepción de los ciudadanos hacia partidos políticos, sobre todo a quien está en el poder, que lejos de dar respuesta a las necesidades más elementales de la población ha generado un malestar.

Citó que la decepción esta en los productores agrícolas, a quienes les quitaron apoyos de programas como el Procampo, Comercialización y otros, las madres de familia que ya no tienen donde dejar a sus hijos al haber desaparecido las guarderías como a quienes formaban parte del programa Prospera, “por citar solo unos”.