Los lugares de México que inspiraron la película ‘Coco’

0
73
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

Para hacer la película Coco, miembros del equipo pasaron cerca de dos años viajando por diferentes lugares de México y varios de ellos quedaron plasmados en la película; como los siguientes:

  • Santa Fe de la Laguna, Michoacán

Es el pueblo donde habitan Miguel y su familia, que cuenta con la iglesia de Santa Cecilia con la que abre la película.

Este lugar se ha convertido en el pueblo de Coco y entre sus artesanías se pueden encontrar objetos relacionados con las aventuras en el inframundo de Miguel.

  • Janitzio, Michoacán

Es una isla en medio del lago de Pátzcuaro que cuenta con una de las celebraciones más bellas del Día de Muertos. De acuerdo con una leyenda purépecha, al morir las almas vuelan como mariposas monarcas sobre el lago hasta la isla de Janitzio.

Del 31 de octubre al 4 de noviembre, los habitantes de Janitzio alumbran las tumbas de su familia para guiarlos hasta el cementerio.

  • Tzintzuntzan, Michoacán

Cerca de Pátzcuaro se encuentra este pueblo mágico que sorprendió a los creadores de Coco por el cuidado que ponen las familias al arreglar las tumbas en el camposanto.

El Día de Muertos es una celebración muy importante aquí y es el momento del año que más turismo atrae gracias a los bellos arreglos florales y de velas que por la noche lucen impresionantes.

  • Paracho, Michocán

Paracho es conocido como la Capital Mundial de la Guitarra, y así como sus guitarras inspiraron a Disney, Disney inspiró al pueblo, que ahora recibe a los visitantes con una escultura enorme idéntica a la guitarra de ‘De la Cruz’.

Así como la familia de Miguel se dedica a los zapatos, en Paracho cientos de familias se dedican a la laudería, es decir, la construcción y reparación de instrumentos de cuerda.

  • Mixquic, Ciudad de México

Mixquic es un pueblo al sur de la CDMX, cercano a Xochimilco, que todos los 2 de noviembre realiza la Alumbrada, es decir, cuando se ilumina el camino de los muertos que nos visitan.

El cementerio sirvió de inspiración para el de la iglesia de Coco, donde Miguel se da cuenta de que está «muerto» y conoce a otros muertos.

 

Con información de: excelsior.com.mx