Pescadores piden apoyo ante el riesgo de paro

Empresas de barcos camaroneros buscarán que se haga efectivo un subsidio al diésel por parte del Gobierno federal

0
29
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

Paulo Monsiváis/El Sol de Tampico

TAMPICO, Tam.-  Al representar el 70 por ciento de sus costos de operación el diésel, empresas de barcos camaroneros buscarán que se haga efectivo un subsidio a este combustible por parte del gobierno federal, ya que fue retirado y requieren de apoyo para seguir saliendo a realizar la captura, estando en riesgo de detener actividades este mes de no concretarse la ayuda.

«Aún no tienen una respuesta satisfactoria con respecto a un precio preferencial del diésel marino, como tampoco de subsidios para la modernización de los barcos de pesca», manifestó el empresario pesquero Raúl Ruiz Villegas, quién fue ex secretario de pesca en el gobierno de Tamaulipas, indicando que la flota pesquera podría detener labores en dos o tres semanas.

Expone que los altos gastos en el combustible, obligó ya a la mitad de los 180 barcos camaroneros a parar la actividad de pesca en todo el Golfo de México, ya que tienen la competencia de los pescadores de Estados Unidos, quienes pagan mucho menos por el litro del diésel y pueden adquirir equipos modernos para la realización de está actividad.

Añade que en Estados Unidos el litro del combustible marino tiene un costo de ocho pesos cuando en México se consigue en 20 pesos, por tanto cada salida cuesta poco más de un millón 200 mil pesos en combustible, además de unos 25 mil pesos en avituallamiento para los pescadores, recursos que no se podrán recuperar por la situación económica de este año derivado de la pandemia de coronavirus.

«El litro de diésel ahorita en Estados Unidos está en ocho pesos, y ellos ahora durante la pandemia tuvieron apoyos súper importantes, de muchos miles de dólares, y aquí en México no existe ese apoyo; yo creo que sí es importante que el Gobierno de México se «eche un clavado» y que analice la situación, la generación de empleos que tenemos nosotros los armadores, somos una gran industria que tiene una producción muy significativa», precisó.

Si los legisladores o el Gobierno de México no  apoyan en este aspecto, expresó, «la actividad pesquera va a sucumbir, pues si no existe un respaldo por parte de las autoridades federales para poder desarrollarse de forma competitiva, sus actividades poco a poco disminuirán, dejando de ser negocio para los cerca de 200 armadores, principalmente si se toma en cuenta que su operación es de alto riesgo».

 

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Cero posadas y peregrinaciones, piden a personal del PJE