Se abren camino

Las dos jóvenes victorenses recibieron un merecido reconocimiento por parte de los promotores deportivos César Plata y Marcos Palomares Alfaro

0
171
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

Rubén Jasso

Contentas porque han incursionado con el pie derecho en el softbol, las hermanas Sofía y Karina Pérez Zúñiga han ido “enrolándose” poco a poco en todo lo concerniente a esta disciplina, que por el momento, al igual que otras, se mantiene en pausa a causa de la pandemia del covid-19.

Hace algunos días, las dos jóvenes victorenses recibieron un merecido reconocimiento por parte de los promotores deportivos César Plata y Marcos Palomares Alfaro, quienes también destacaron la labor del grupo de ampayers que prestan sus servicios en los torneos de “pelota blanda” en esta Capital.

En ese acto estuvo presente también la diputada Judith Martínez de León, quien igualmente destacó la labor y el entusiasmo de Sofía y Karina por hacer camino en este deporte.

Al respecto, las dos hermanas nos dieron sus puntos de vista luego de haber recibido sus reconocimientos en un acto que se llevó a cabo días atrás en el área verde de la colonia Los Ébanos.

La mayor es Sofía, quien recuerda que un día decidió acudir al parque del 31 Morelos, el cual conoce desde niña, a pedir una oportunidad a David Zavala para desempeñarse como ampáyer.

“Desde pequeña siempre me ha gustado ver mucho como ‘ampayean’ y el año pasado en septiembre yo me animé a preguntarle al señor Zavala que si podía trabajar y ya me preguntó que si estaba segura y que si me gustaba y yo le dije que sí y me dijo que fuera a las juntas los sábados a las ocho de la mañana y ya ahí fue cuando me dieron juegos”, señala.

Respecto a su hermana menor, dice que también pidió una oportunidad, pero ella buscaba la labor de anotadora, misma que también ya desempeñó antes de que viniera la suspensión de actividades.

“Somos de una familia numerosa en la cual todos pasan divirtiéndose por este deporte que es el softbol y el beisbol y nos fuimos incorporando, mi hermana (Sofía) desde los tres años empezó y yo desde los cinco y ahí se fue abriendo un espacio para ir perteneciendo más al deporte”, dice Karina.

Acerca de la situación que se vive actualmente por la pandemia, Sofía explica que al no haber actividad, busca la manera de mantenerse actualizada a través de videos, aunque desde meses atrás ya se había aprendido el reglamento, además de contar con el respaldo de sus compañeros ampayers.

“Siempre te mandan un reglamento que se actualiza cada tiempo conforme a las reglas y debes de leerlo por tu parte, como quiera cuando había juegos si había una duda en la junta la comentabas y la resolvían entre los compañeros, siempre daban su punto de vista y luego ya leían la regla”, explica.

Tanto Sofía como Karina reconocen que en un principio si tenían un cierto nerviosismo porque deben hablar fuerte, pero con el tiempo fueron disfrutando cada una de su faceta, Sofía en el campo y Karina como anotadora.

Las dos coinciden en que su equipo favorito hablando de las Grandes Ligas son los Medias Rojas de Boston, dando por último un mensaje a otras jovencitas que tengan la inquietud de desempeñarse en una faceta que hoy en día ya no es exclusiva de los hombres, pues ellas mismas representan el ejemplo de que todo se puede lograr en esta vida.

“Si tienen alguna meta, que no las venza el miedo que sigan adelante y que la familia siempre las va a apoyar”, concluyen.