Sacerdote es sentenciado a 34 años de prisión por violación

El padre Aristeo Baca es acusado de los delitos de violación sexual agravada y abuso sexual agravado en contra de una menor de edad

0
71
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

En Ciudad Juárez, Chihuahua, este martes un tribunal oral sentenció al sacerdote católico Aristeo Baca a 34 años de prisión por los delitos de violación sexual agravada y abuso sexual agravado en contra de una menor de edad.

Fue el pasado 22 de febrero cuando los jueces, por unanimidad, encontraron culpable al sacerdote.

El juez señaló que se encontró culpable por unanimidad a Aristeo Baca por su intervención en calidad de autor material conforme al artículo 21 fracción primera, en los delitos de violación agravada y abuso sexual agravado.

El padre Aristeo Baca, según la investigación, cometió los delitos de violación contra una niña, a finales del mes de diciembre del 2015 y en enero del 2018, además del delito de abuso sexual en hechos documentados en septiembre 2016.

Según la fiscalía, los hechos ocurrieron en la casa parroquial ubicada en la colonia Santa María, al sur poniente de Ciudad Juárez.

Florina Colorado, jueza relatora, señaló que considerando la totalidad de las penas privativas de libertad impuestas se tiene que las mismas suman un gran total de 34 años, cinco meses y 10 días de prisión, los cuales deberá compurgar en el establecimiento penitenciario que para tal efecto decida la autoridad ejecutora con abono a su favor de todo el tiempo que perdure la medida cautelar de prisión preventiva que tiene fijada, ya que se encuentra restringido de su libertad desde el 9 de febrero del 2019.

La abogada de la menor, Leticia Balladares, indicó que más que nada representa un gran paso porque siempre ha reiterado que cree en la justicia y hoy es un día en el que se vio, no importa quien sea, se hizo justicia.

La defensa del sacerdote señaló que apelarán la sentencia, ya que consideran es una pena muy alta y severa.

Grupos a favor y en contra del sacerdote se manifestaron en el exterior de la ciudad judicial, mientras se dictaba la sentencia y por momentos se enfrentaron a gritos.

A través de un comunicado la Diócesis de Ciudad Juárez reprueba los hechos y aseguró que tomarán medidas precautorias para que esto no se repita.

 

Con información de: noticieros.televisa.com

 

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Descubren dos amigas que son hermanas y fueron separadas al nacer