Estarán ‘al filo de la navaja’

0
63
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

Alfredo Guevara.-

Cd. Victoria, Tam.-
Si bien algunos alcaldes en funciones podrán participar en la elección sin tener necesidad de solicitar licencia para dejar el cargo, prácticamente estarán al filo de la navaja para no caer en una posible conducta delictiva.

Por ello, la sugerencia genérica que se hace en estos tipos de casos, para no tener problema de orden legal, es que se separen del cargo 90 días antes de la elección como lo marca la Ley en el Estado, planteó Alejandro Torres Mansur.

El representante del Partido Revolucionario Institucional (PRI) ante el Instituto Electoral de Tamaulipas (Ietam) consideró que quienes no se separen del cargo, aunque no tengan la obligatoriedad, deben cuidar la línea entre funciones como servidor público y como candidato.

“Para el caso de los que son alcaldes en funciones y anteriormente no han ido a un proceso de reelección, en este momento pueden ir como candidatos, de igual manera los síndicos, regidores y los diputados locales o federales, los que no han sido reelegidos”, abundó.

Es decir, pueden participar en la contienda, pero también, deben cuidar lo que establece la constitución, donde el artículo 134, que habla del tema de la prohibición del uso de recursos públicos que puedan influir en la equidad de la contienda, señaló.

“Es una situación que quienes van a reelección tienen que cuidar bien, saber distinguir de lo que es un acto oficial, de lo que es un acto de proselitismo y los pequeños detalles hasta el uso del vehículo”, aseveró.

También si hay entrega de beneficios como aperitivos en reuniones,  que no haya desvío de recursos públicos y todo lo que implicaría una conducta delictiva, además de las sanciones que establecen los órganos electorales.

Reveló que todos los que son servidores públicos, de la Federación, Estado o municipios tienen la obligatoriedad de separarse, a excepción de aquellos servidores públicos como el maestro, directivos o docentes, que en el caso de docentes no tienen ningún problema.

Aun cuando la ley indica que el seis de marzo deben pedir licencia, hay quienes dicen que no se van a separar del cargo, que van a ser cuidadosos de lo que marca la Ley de hacer proselitismo únicamente en los lugares que se tenga permitido, aseveró.