En sus marcas, listos…

0
140
Tiempo aproximado de lectura: 2 minutos

Mauricio Zapata.-

En pocos días arrancan las campañas en busca de 22 curules de mayoría y 43 sillas municipales.

Durante poco más 50 días, estaremos desayunando, comiendo y cenando (sentido figurado) con decenas de candidatos, en pocas palabras, los veremos hasta en la sopa.

Habrá de todo, aquellos que se comprometan a trabajar por un futuro mejor, aquellos que asuman compromisos a diestra y siniestra y aquellos que se la pasen deplorando contra el adversario.

Dentro de pocos días estaremos presenciando campañas en donde unos dirán ser mejor que el otro; habrá aquél que prometa y prometa cosas; el que se la pase mostrando los errores del otro y también quienes se la pasen calladitos, haciendo montón nada más.

Aquí lo importante no es ver quién hable más o mejor; tampoco el que salude a más gente o el que haga más recorridos, ni el que visite más comunidades.

Tampoco es ver quien aparece más en la tele o se vea mejor, ni el que salga más tiempo en radio o el que tenga la mejor voz, mucho menos el que reparta más calcomanías vasos, cachuchas, playeras o todos esos artículos que terminan en el cesto de la basura.

Lo realmente importante es ver quién señala con mayor exactitud los problemas que tiene la entidad y los municipios y el que proponga la mejor solución.

Lo realmente importante es ver quién asume con mayor convicción los compromisos para mejorar en todos los aspectos a la tierra que quieren gobernar.

No hay que dejarse engañar, no hay que comprar espejitos, esas ofertas tan comunes en campaña, no hay que dejarse llevar por el más hablantín, ni el mejor parecido, ni el que prometa más.

Hay que ver también quién es el que mejor equipo trae, porque no solo votaremos por una persona, sino por un grupo de personas que ejecutarán las acciones de los gobiernos municipales.

Estamos en el inicio de un periodo de campaña supuestamente regulado y diferente a los anteriores, veremos quién se desempeña mejor.

Pero nuestra obligación es analizar bien a todos, analizar su proyecto y votar por eso, no por el carisma, la cara o el verbo que traigan.

Hay que ser inteligentes a la hora de decidir.

Hay que votar por la mejor opción, no la que nos de unos pesitos de más.

Ahora que están por iniciar las campañas lo único que podemos decir, es que haya suerte para todos, pero sobre todo, que ojalá gane el mejor.

EN CINCO PALABRAS.- Indispensable que gane el mejor.

PUNTO FINAL.- “No solo se trata de tener las mejores cartas, sino de saberlas jugar bien”: Cirilo.

Twiiter: @Mauri_Zapata